miércoles, 18 de enero de 2017

Un 18 de enero...

RUBÉN DARÍO y JORGE GUILLÉN coincidieron no solo en este su día de nacimiento, sino también en el de su defunción, un 6 de febrero, completando ambos un ciclo, ya que llegaron y dejaron el mundo en fechas muy aproximadas.

Este día de 2012, la protesta contra la ley SOPA (Acta de cese a la piratería en línea) apagó la página de Wikipedia en inglés por 24 horas a las 05:00 UTC (Tiempo Universal Coordinado u Horario Universal, frente al GMT u horario según Greenwich). A esta protesta se unieron Reddit, y un número estimativo de 7000 sitios web más pequeños que, además del apagón de servicios, incluyó la exhibición de imágenes censuradas, y enlaces a páginas que explicaban las leyes SOPA y PIPA y sus posibles consecuencias.
 Mientras duró el apagón, quienes intentaron acceder al sitio se encontraron con una pantalla negra en la que se podía leer «Imagina un mundo sin conocimiento libre».
Los opositores afirman que la legislación propuesta amenaza la libertad de expresión, la inversión y las innovaciones en Internet. Algunos opositores han demostrado preocupación creciente en cuanto a que la ley podría anular la protección de "puerto seguro" que actualmente ofrece la Digital Millennium Copyright Act para los sitios que ofrecen contenidos generados por los usuarios. Las asociaciones de bibliotecas han expresado preocupación con respecto a que el énfasis impuesto por la ley sobre los derechos de autor podría exponer a las bibliotecas a una persecución legal.
La aprobación del proyecto se detuvo "hasta conseguir consenso"-En un comunicado, la Casa Blanca sostuvo que el gobierno de Barack Obama «no apoyará una legislación que reduzca la libertad de expresión
.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.
Clases particulares online y ayuda en másteres y trabajos universitarios.
¡Infórmate! Correo: info@mariannavarro.net    Web: http://mariannavarro.net/
 .-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.-.

Autores del s.XX en las lenguas españolas (y premios Nobel de Literatura) nacidos en esta fecha
 - de 1867, Rubén DARÍO, poeta nicaragüense. Recordado en la fecha de su muerte, un 6 de febrero de 1916, fue poeta, periodista y diplomático, máximo representante del modernismo literario en lengua española. Es, posiblemente, el poeta que ha tenido una mayor y más duradera influencia en la poesía del siglo XX en el ámbito hispánico. Es llamado príncipe de las letras castellanas.
En 1881 (contaba catorce años) proyectó publicar un primer libro, Poesías y artículos en prosa, que no vería la luz hasta el cincuentenario de su muerte. En diciembre de ese mismo año se trasladó a Managua, capital del país, a instancias de algunos políticos liberales que habían concebido la idea de que, dadas sus dotes poéticas, debería educarse en Europa a costa del erario público. No obstante, el tono anticlerical de sus versos no convenció al presidente del Congreso, el conservador Pedro Joaquín Chamorro y Alfaro, y se resolvió que estudiaría en la ciudad nicaragüense de Granada. Darío, no obstante, permaneció en Managua hasta que poco después, en agosto de 1882, se embarcaba hacia El Salvador. Una vez allí, el joven Darío fue presentado por el poeta Joaquín Méndez al presidente de la república, Rafael Zaldívar, quien lo acogió bajo su protección. Allí conoció al poeta salvadoreño Francisco Gavidia, gran conocedor de la poesía francesa. Bajo sus auspicios, Darío intentó por primera vez adaptar el verso alejandrino francés a la métrica castellana. El uso del verso alejandrino ( verso de catorce sílabas métricas compuesto de dos hemistiquios de siete sílabas con acento en la sexta y decimotercera sílaba. Entre ambos hemistiquios heptasílabos hay una cesura o pausa medial, que funciona como la pausa final de verso: no admite la sinalefa y hace equivalentes los finales agudos, llanos y esdrújulos según las reglas métricas del españolse convertiría después en un rasgo distintivo no sólo de la obra de Darío, sino de toda la poesía modernista.
Allí tuvo bastantes problemas económicos y además enfermó de viruela, por lo cual en octubre de 1883, todavía convaleciente, regresó a su país natal.
En mayo de 1884 fue condenado por vagancia a la pena de ocho días de obra pública, aunque logró eludir el cumplimiento de la condena. Por entonces continuaba experimentando con nuevas formas poéticas, e incluso llegó a tener un libro listo para su impresión, que iba a titularse Epístolas y poemas. Este segundo libro tampoco llegó a publicarse: habría de esperar hasta 1888, en que apareció por fin con el título de Primeras notas.
Probó suerte también con el teatro, y llegó a estrenar una obra, titulada Cada oveja..., que tuvo cierto éxito, pero que hoy se ha perdido.
En Chile, gracias a recomendaciones obtenidas en Managua, recibió la protección de Eduardo Poirier y del poeta Eduardo de la Barra. Gracias a la amistad de Poirier, Darío encontró trabajo en el diario La Época, de Santiago, desde julio de 1886, aunque sus condiciones económicas seguían siendo muy precarias.
 En el mes de julio de 1888, apareció en Valparaíso, gracias a la ayuda de sus amigos Eduardo Poirier y Eduardo de la Barra, Azul..., el libro clave de la recién iniciada revolución literaria modernista. El libro no tuvo un éxito inmediato, pero fue muy bien acogido por el influyente novelista y crítico literario español Juan Valera, quien publicó en el diario madrileño El Imparcial, en octubre de 1888, dos cartas dirigidas a Rubén Darío, en las cuales, aunque reprochaba a Darío sus excesivas influencias francesas (su "galicismo mental", según la expresión utilizada por Valera), reconocía en él a "un prosista y un poeta de talento".
Fueron estas cartas de Valera, luego divulgadas en la prensa chilena y de otros países, las que consagraron definitivamente la fama de Darío.
A partir de ahí vinieron obras poéticas como:  El canto errante, 1907; Poema del otoño y otros poemas, 1910; Canto a la Argentina y otros poemas, 1914 y Lira póstuma, 1919. O las obras en prosa: La vida de Rubén Darío escrita por él mismo, 1913;  La isla de oro (1915, inconclusa); Historia de mis libros, 1916 y Prosa dispersa, 1919.
- de 1893, Jorge GUILLÉN. Citado en la fecha de su fallecimiento, un  6 de febrero (casualmente, coincide en los días de nacimiento y muerte, no en los años, con Rubén), fue un poeta y crítico literario español, integrante de la Generación del 27.
Obtuvo su doctorado en 1924 en la Universidad de Madrid con su disertación sobre Góngora, notoriamente difícil y al mismo tiempo expuso uno de sus grandes poemas, el Polifemo. Ocupó la Cátedra de Literatura de la Universidad de Murcia desde 1925 hasta 1929, donde, junto a Juan Guerrero Ruiz y José Ballester Nicolás, fundó la revista literaria Verso y Prosa para sustituir al Suplemento Literario de La Verdad y elevarlo de nivel.
A pesar de sus ocupaciones académicas continuó visitando la Residencia de Estudiantes, limitándolas en sus vacaciones. Esto le permitió conocer a los jóvenes miembros de la Generación del 27 como Rafael Alberti y Federico García Lorca. Mantuvo contacto con ellos. Una vez se citó con Lorca en un Club de Arte en Valladolid, allí Guillén pronunció una introducción de su poemario, en el que se refleja a un hombre compasivo y a un gran poeta, a pesar de haber editado tan solo una colección de poemas.
Empieza a escribir Cántico y publica crítica literaria en la prensa y sus primeros poemas sueltos en revistas. Ya licenciado, ocupa el puesto de lector en la Universidad de La Sorbona (París) hasta 1923.
En diciembre de 1928 aparece en la Revista de Occidente la primera edición de Cántico.
 En 1976 recibe el primer Premio Cervantes y en 1977 el Premio Internacional Alfonso Reyes.
 Entre sus últimas obras líricas: Guirnalda civil (1970); Al margen (1972); Y otros poemas (1973); Convivencia (1975); Final (1981) y La expresión (1981).

- de 1911, José María ARGUEDAS, escritor, antropólogo y etnólogo peruano fallecido un 2 de diciembre de 1969.
 Como escritor es autor de novelas y cuentos que lo han llevado a ser considerado como uno de los tres grandes representantes de la narrativa indigenista en el Perú, junto con Ciro Alegría y Manuel Scorza.
 Introdujo en la literatura indigenista una visión interior más rica e incisiva. La cuestión fundamental que se plantea en sus obras es la de un país dividido en dos culturas (la andina de origen quechua y la occidental, traída por los españoles), que deben integrarse en una relación armónica de carácter mestizo. Los grandes dilemas, angustias y esperanzas que ese proyecto plantea son el núcleo de su visión.
Se debe destacar su estudio sobre el folclore peruano, en particular de la música andina. Fue además traductor y difusor de la literatura quechua, antigua y moderna, ocupaciones todas que compartió con sus cargos de funcionario público y maestro.
En 1958 publicó Los ríos profundos, novela autobiográfica, por la cual recibió en 1959 el Premio Nacional de Fomento a la Cultura «Ricardo Palma». Esta novela ha sido considerada como su obra maestra.
 En 1961 publicó su novela El Sexto, por la cual se le concedió, por segunda vez, el Premio Nacional de Fomento a la Cultura «Ricardo Palma» (1962).
En 1964 publicó su obra más ambiciosa: Todas las sangres, novela de gran consistencia narrativa, en la que el escritor quiso mostrar toda la variedad de tipos humanos que conforman el Perú y a la vez los conflictos determinados por los cambios que origina en las poblaciones andinas el progreso contemporáneo.
Las destructivas críticas en una mesa redonda organizada por el Instituto de Estudios Peruanos el día 23 de junio de 1965, le llevaron a una fuerte depresión y un intento de suicidio al año siguiente.
 A partir del intento de suicidio, su vida ya no volvió a ser la misma. Se aisló de sus amigos y renunció a todos los cargos públicos que ejercía en el Ministerio de Educación, con el propósito de dedicarse solamente a sus cátedras en la Universidad Agraria y en la de San Marcos. Para tratar su mal se puso en contacto con la psiquiatra chilena Lola Hoffmann, quien le recomendó, a manera de tratamiento, que continuara escribiendo. De este modo publicó otro libro de cuentos: Amor mundo (en ediciones simultáneas en Montevideo y en Lima, en 1967), y trabajó en la que sería su obra póstuma: El zorro de arriba y el zorro de abajo.

Dicen que tiembla la sombra de mi pueblo;
está temblando porque ha tocado la triste sombra del corazón
de las mujeres.
¡No tiembles, dolor, dolor¡
¡La sombra de los cóndores se acerca!
—¿A qué viene la sombra?
¿Viene en nombre de las montañas sagradas
o a nombre de la sangre de Jesús?
—No tiembles; no estés temblando;
no es sangre; no son montañas;
es el resplandor del Sol que llega a la pluma de los Cóndores
—Tengo miedo, padre mío. 
[Fragmento de TEMBLOR (KATATAY), y su original en quechua]

- de 1923, Ricardo GARIBAY, escritor y periodista mexicano fallecido un 3 de mayo de 1999.
Colaboró en la revista de la Universidad de México, Proceso (de la que fue cofundador), y en Novedades y Excelsior. Fue becario del Centro Mexicano de Escritores, de 1952 a 1953, e ingresó al Sistema Nacional de Creadores Artísticos de México (SNCA), como creador emérito, en 1994.
 Entre sus obras: Rapsodia para un escándalo (cuento, 1971), Diálogos Mexicanos (ensayo, 1975), El gobierno del cuerpo (cuento, 1977), Confrontaciones (conferencia, 1984), El humito del tren y el humito dormido (cuento, 1985), Pedacería de espejo (cuento, 1989),  Oficio de leer (ensayo, 1996).

En la subida comencé a sentir el sopor, y en la planicie me adormecí completamente. Era lo mejor que podía sucederme. La recta no tiene fin. Un hilo gris que desaparece en los temblores de agua del horizonte y llegando allí reaparece y desaparece allá en el horizonte, hendiendo el desierto blanco. Y allá de un lado y otro, quién sabe a qué distancia, como de sueño arpados filos de montañas suavísimamente azules. 
Federico llevaba el coche a ciento cincuenta kilómetros por hora. Durante buena parte del camino Juventina había ensayado las obras que tocaría en el concierto. Una y otra vez Bach. Era artista excelente y habría llegado a mucha fama. Su saxofón hilaba y deshilaba arabescos de lánguida y milimétrica energía. Sus arreglos eran secretamente melódicos. Iba adelante, junto a Federico. Se volvió preguntándome: 
—¿No lo molesta, Dadi-o? Es la única forma en que soporto esta eternidad —y señaló el vacío alrededor. (Fragmento del cuento 'Aires de Blues')

- de 1929, Joaquín AGUIRRE BELLVER, escritor y periodista español fallecido un 1 de febrero de 2005.
 Licenciado en Filología románica y periodismo, colabora desde 1964 en el diario Pueblo, donde crea el personaje de cómic Miguelín, dibujado por Zata y cuya adaptación al cine mereció el Premio Mundial de Cine para la Infancia y la Juventud, en el Festival de Cannes.
En Pueblo firma también unas populares crónicas bajo el título "Por los pasillos de las Cortes".
 En la misma época dirige, junto con Miguel Buñuel, la colección de novela juvenil "La ballena alegre", de la editorial Doncel. Él mismo publica algunas narraciones, que obtienen importantes premios.
 Más tarde pasa a colaborar en El Alcázar, con artículos de opinión y crónicas parlamentarias, parte de las cuales recogió en el libro Y se inventó el rodillo. En sus últimos años se traslada a Orihuela y publica varios ensayos de investigación literaria como El borrador de Cervantes (1992) en el que aborda la composición del Quijote, aventurando la hipótesis de que fue concebido inicialmente como obra poética. Posteriormente dedicó su atención al Lazarillo (El borrador del Lazarillo, 1994) y a La Celestina (Los secretos de Celestina, id.). Fue también pintor e ilustrador.

El autor analiza el malestar de las cúpulas sindicales por el fenómeno laboral que titulan "precarización del contrato de trabajo" fenómeno que no es otro, asegura, que la proliferación de la contratación temporal como medio que considera eficaz para acabar con el importante desatre social que representa un desempleo que afecta a casi tres millones de trabajadores españoles.
La solución al paro está implantada por el Gobierno de la nación mediante una meditada normativa que rompe la inflexibilidad establecida por la legislación anterior en cuanto a duración indefinida de los contratos de trabajo.Después hay que decir que, gracias a la contratación temporal, se ha logrado la incorporación de muchos trabajadores al sistema productivo, en momentos en que determinadas actividades están saliendo de una tenebrosa crisis económica que ha durado más de 10 años. Basta este dato para comprobar mi afirmación:
En el mes de mayo de 1988, por primera vez en muchos años, se ha superado en Madrid la cifra de 50.000 contratos mensuales, que por su naturaleza se dividen así: fijos, 10.000; temporales, 40.000.
Porque lo que resulta innegable es que las empresas no han podido ni podrán quedar sometidas en el futuro al yugulador compromiso de mantener de por vida cada puesto de trabajo que creen, so pena de exigirles un imposible: mantener la invariabilidad cualitativa y cuantitativa de su producción a través de los años, en un mercado cambiante y competitivo, donde la adaptación a las nuevas tecnologías y las exigencias de los consumidores, exigen una movilidad en el factor humano tanto en número como en especialización, para situarse en línea de competencia, es decir, para asegurar la supervivencia de la empresa.
(Fragmento del artículo 'La temporalidad de la relación laboral', en El País, agosto de 1988)

- de 1931, Gonzalo ARANGO, escritor colombiano, padre del nadaísmo. Citado un 25 de septiembre de 1976, fecha de su defunción.
 En 1958 fundó el nadaísmo, movimiento de vanguardia de repercusión nacional, que intentó romper con la Academia de la Lengua, la literatura y la moral tradicionales.
 En palabras de su viuda, el nadaismo murió en los años 70 enterrado por su propio progenitor.
 Entre sus obras: Primer Manifiesto Nadaísta (1958). El manifiesto de los escribanos católicos (1961). El mensaje a los académicos de la lengua (1962). Prosas para leer en la silla eléctrica (1966). El terrible 13 Manifiesto Nadaísta (1967). Boom Contra Pum Pum (una crítica a Gabriel García Márquez, 1967).
El Nadaísmo, en un concepto muy limitado, es una revolución en la forma y en el contenido del orden espiritual imperante en Colombia. Para la juventud es un estado esquizofrénico-consciente contra los estados pasivos del espíritu y la cultura.
Ustedes me preguntarán por una definición más exacta. Yo no sabría decir lo que es, pues toda definición implica un límite. Su contenido es muy vasto, es un estado del espíritu revolucionario, y excede toda clase de previsiones y posibilidades.
¿Podrían decirme ustedes qué es el Catolicismo?; o, ¿qué es el Marxismo?
—Que es la elección del alma sobre sus fines superiores.
—Y que es la política para fundar una sociedad universal sobre las bases de la felicidad humana y de idénticas oportunidades económicas y espirituales para todos.
Esas respuestas son parciales, incompletas, pues el Catolicismo y el Marxismo son eso, y todo lo demás: un quehacer histórico del hombre que vierte su existencia sobre fines ultraterrenos o terrestres, según recaiga su elección en la tierra o en el cielo; una lucha de valores por conquistar una preeminencia en el más acá, o en el más allá.
 (Qué es el nadaísmo).

- de 1969, Javier BENÍTEZ LAÍNEZ, poeta español. Es licenciado en Filología Española por la Universidad de Granada, donde ejerce como profesor de Español como Lengua Extranjera (ELE) en el Centro de Lenguas Modernas.
Página en Facebook @jblainez  y web propia: http://jblainez.es
 Entre sus obras:  Patio de butacas (1994), Día del espectador (1998), Poemas del guiño (2004, 2ª Ed.) y Todas las mentiras (2006), Valverde, Fernando (26-05-2006). «un resumen de su visión poética» (2006), apareciendo en antologías como Cien Sonetos del Siglo XX (2000) o Vientos de cine (2002). Ha publicado en la colección Vitolas del Anais (2008) la vitola número 69, Cuatro sonetos-rap, y ha aparecido en la antología Todo es Poesía en Granada. Panorama poético (2000-2015).

En el discurso de Marcela la pastora se defiende de las acusaciones de Ambrosio quien la hace responsable de la muerte de Crisóstomo, enamorado de ella hasta la locura de llegar al suicidio. Marcela está luchando por la libertad de decidir, por poder elegir su propio destino. Estando más o menos de acuerdo con su punto de vista sobre la hermosura, es encomiable y tiene un alto valor testimonial que Marcela -un personaje alejado de la mujer real de la época- se erija como representante de los derechos de la mujer, ejemplo de que en muchos de sus pensamientos era Cervantes más progresista que la mayoría de nuestro actual circo político. Es muy sorprendente, interesante y raro ver esta defensa a ultranza de la libertad de la mujer en obras de una época en la que la mujer estaba sometida, primero a su padre y, después, a su marido, elegido casi siempre sin su consentimiento y acorde con las exigencias de la religión católica, una mujer callada y encerrada en la casa.(Fragmento de 'Como queramos', apología de las reivindicaciones de la pastora Marcela en el Don Quijote).

 Fallecieron en esta fecha
- de  1936, Rudyard KIPLING, escritor británico, premio Nobel de literatura en 1907, citado en la fecha de su nacimiento, un 30 de diciembre.
Autor de relatos, cuentos infantiles, novelista y poeta, se le recuerda por sus relatos y poemas sobre los soldados británicos en la India y la defensa del imperialismo occidental, así como por sus cuentos infantiles.
Algunas de sus obras más populares son la colección de relatos The Jungle Book (El libro de la selva, 1894), la novela de espionaje Kim (1901), el relato corto The Man Who Would Be King (El hombre que pudo ser rey, 1888), publicado originalmente en el volumen The Phantom Rickshaw, o los poemas Gunga Din (1892) y el poema If— (traducido al castellano como Si..., 1895).
Varias de sus obras han sido llevadas al cine.

A pesar de las órdenes municipales, Kim estaba sentado a horcajadas sobre Zam-Zammah, el viejo cañón que se alza sobre una plataforma de ladrillo enfrente de la Ajaib-Gher (la Casa Maravillosa, como llaman los indígenas al Museo de Lahore). Quien posea a Zam-Zammah, ese «dragón que vomita fuego», posee todo el Panjab, porque el gran cañón de bronce verdoso es siempre lo primero que figura en el botín del conquistador. 
A Kim no le faltaba algo de razón —acababa de desalojar de allí a puntapiés al chiquillo de Lala Dinanath— porque era inglés, y los ingleses son dueños del Panjab. Aunque su color era tan oscuro como el de cualquier indígena, aunque hablaba generalmente el idioma del país, y el inglés con leve sonsonete recortado, y aunque se asociaba con los pilletes del bazar en términos de la más perfecta igualdad, Kim era un niño blanco, si bien de la clase más miserable. La mestiza que lo cuidaba (fumaba opio y tenía una tienda de muebles usados en la plaza donde tienen su parada los coches de alquiler más baratos) les dijo a los misioneros que era hermana de la madre de Kim; ésta había sido niñera de la familia de un coronel y se casó con Kimball O’Hara, joven sargento del regimiento irlandés de los Mavericks, que fue después empleado en los ferrocarriles de Sind, Panjab y Delhi Y su regimiento regresó a Inglaterra sin él. La madre de Kim murió de cólera en Ferozepore, y O’Hara se volvió un borracho holgazán, que recorría la línea con aquel niño, de ojos penetrantes, entonces de unos tres años de edad. (Inicio de 'Kim')
- de  2012, Miguel GARCÍA POSADA, crítico literario y poeta nacido el 22 de noviembre de 1944.
Licenciado en Filología por la Universidad de Granada y Doctor en Filología Hispánica por la Universidad Autónoma de Madrid con una tesis sobre Poeta en Nueva York, de Federico García Lorca, dirigida por Fernando Lázaro Carreter.
Catedrático de Institutos Nacionales de Enseñanzas Medias (su último destino fue el Instituto Beatriz Galindo de Madrid, del que fue profesor desde 1973, y director hasta 1997). Como profesor visitante y conferenciante intervino en diversas universidades españolas y extranjeras y, del mismo modo, en numerosos simposios y coloquios españoles y extranjeros.
Fue jurado de los Premios Príncipe de Asturias, del Premio Nacional de las Letras Españolas, de los Premios Nacionales de Literatura, los Premios de las Letras, el Premio Cervantes, el Premio de la Crítica, el Premio Literario Europeo y el Premio Reina Sofía, entre otros.
Entre sus obras: Días precarios (Poesía, 2007), La lealtad del sueño (Poesía, 2008), Inclemencias (Poesía, 2008) y La ausencia (Novela, 2010).

- de  2014, Eugenio CRUZ VARGAS, fue un pintor y poeta chileno, nacido un 2 de octubre de 1923; autodidacta, cuya obra plástica se desarrolló en el marco del paisajismo naturalista y la abstracción, y su poemario bajo los conceptos del surrealismo.
En el período comprendido entre el 1975 y el 2008, paralelamente a su dedicación a la pintura, escribió tres libros de poemas que la crítica acogió con cierta reticencia.
En 1978 publicó el primero: ”La única vez que miento”. En poemas temáticamente asimétricos y escritos en lenguaje simple, entremezcla intensos sentimientos de amor y reflexiones sobre la naturaleza con evocaciones de la vida urbana y del campo.
Publicó en 1980 su segundo libro: ”Cielo”. Aquí es perceptible un estilo más depurado que en el primero, pero sosteniendo la misma temática identificada con el surrealismo.
Al cabo de tres décadas, compartidas con la pintura, produjo su tercer y último libro: ”De lo terrenal a lo espacial”, en cuya cubierta se usó como ilustración su propia pintura titulada ”Paisaje en un color”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué te ha parecido?